Hotel Alexander

Augasse, 15, Viena, Austria Ver ubicación
Hotel Alexander
Augasse, 15, Viena, Austria
Alexander - Hotel - 1
Hotel
Alexander - Habitación - 2
Habitación
Alexander - Restaurante - 3
Restaurante

Información general del hotel Alexander

Conoce el Alexander

Este hotel urbano consta de 54 habitaciones y combina un ambiente íntimo con el encanto de una ciudad moderna. Sus instalaciones incluyen vestíbulo con servicio de salida y recepción 24 horas, ascensor, cafetería, sala de desayunos, servicio de lavandería, aparcamiento y garaje cubierto.

Localización del hotel

Este hotel disfruta de una ubicación central en una zona tranquila, a la que se puede acceder fácilmente en transporte público.

Tipo de habitaciones del Alexander

Todas las habitaciones disponen de cuarto de baño privado con ducha/bañera y secador de pelo, así como teléfono de línea directa, TV y radio.

Formas de pago en el hotel Alexander

Se aceptan MasterCard y VISA.

Información adicional

El desayuno está disponible en forma de bufet.

Servicios del hotel Alexander

  • Habitaciones dobles
  • MasterCard
  • Visa
  • Hotel de ciudad
  • Baño
  • Ducha
  • Bañera
  • Teléfono de línea directa
  • Televisión
  • Radio
  • Enmoquetado/a
  • Vestíbulo recepción
  • Servicio de facturación 24h
  • Servicio de recepción 24 h
  • Ascensor-es
  • Sala para desayunos
  • Wi-Fi
  • Servicio de lavandería
  • Garaje

Opiniones del hotel Alexander

Lugares de interés en Viena

Iglesia Votiva

La Iglesia Votiva del Divino Salvador, conocida más simplemente como Iglesia Votiva (Votivkirche) es un templo de culto católico situado en Viena, Austria. Está considerada, por sus dimensiones, unidad de estilo y belleza, una de las iglesias más notables del siglo XIX. Fue mandada construir por Maximiliano de Habsburgo Emperador de México y hermano del emperador de Austria Francisco José I, tras haber sobrevivido este último a un ataque que pudo ser mortal en el año 1853, como voto y ofrenda a Dios y acción de gracias. Tras el atentado, se organizó una colecta popular y se encargaron los planos al arquitecto Heinrich von Ferstel, quien la diseñó en estilo Neogótico, tomando como inspiración la catedral de Colonia. Su construcción comenzó en 1853, y se terminó en 1879. Fue inaugurada solemnemente el 24 de abril de 1879, en ocasión del Jubileo de Plata de los emperadores.